El integrante de la Asamblea Veracruzana de Iniciativas y Defensa Ambiental (LaVida), Guillermo Rodríguez Curiel, informó la compra que llevaron a cabo empresas inmobiliarias a ejidatarios para la construcción de casas.

Refiere que los “caciques” de dichas empresas inmobiliarias se han aprovechado los bajos costos a los que adquieren estos terrenos ocupados en la siembra de maíz, café y limón para convertirlos en planchas de cemento.

A pesar de que se hace énfasis en que los gobiernos municipales tienen leyes para hacer un ordenamiento territorial, se encuentran con detalles en los reglamentos que facilitan la venta de los ejidatarios a quienes deseen.

Concluyó al mencionar que la manipulación de esta zona puede generar afectaciones a la población, pues la Laguna El Castillo proporciona el 30% de agua a la población. Ante esto, se advierte que a la hora de construir se podría generar una crisis como la que se vive en el municipio de Emiliano Zapata con el desabasto de este recurso, por lo que de irresponsables a las autoridades por no proteger la biodiversidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *