El fotógrafo brasileño Sebastião Salgado dijo al recibir el Premio de la Paz de los Libreros Alemanes, que quería compartir el galardón con todas las víctimas de las tragedias que permitieron que las fotografiara.

 

Salgado, en su discurso, hizo un repaso de su trayectoria que lo llevó a muchas partes del mundo documentando situaciones extremas, y luego a diversos paraísos naturales, lo que hizo para sacudirse de la situación de desespero tras haber trabajado como fotógrafo en el genocidio de Ruanda.

 

El premio, según Salgado, reconoce su trabajo de casi cincuenta años y toda su vida.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here