Existen diversos de tipos de violencia que se ejerce contra la mujer, uno de ellos es la Violencia Institucional, hoy nos toca dar a conocer, el triunfo legal obtenido por la Directora General del Instituto Chihuahuense de la Mujer al respecto.

La denuncia administrativa y penalmente se presentó el 2016, por situaciones de discriminación y malos tratos durante su relación de subordinada institucional con el entonces secretario de Desarrollo Social de Chihuahua, a través de la cual, fue reiteradamente violentada y vulnerada. Tras interponerse esta denuncia, en febrero de 2017, el ex funcionario fue inhabilitado para ocupar un cargo público durante los cuatro años posteriores.

El pasado 30 de octubre, se llevó a cabo una audiencia en el marco del acuerdo reparatorio por el delito de discriminación, con motivo de la denuncia interpuesta.

En el acuerdo reparatorio se determinó la realización de una disculpa pública por parte del ex servidor público y su equipo de trabajo, así como que culmine con un proceso psicoterapéutico para generadores de violencia con el fin de sensibilizarse y capacitarse sobre las formas de ejercer la masculinidad, en un plazo no mayor a seis meses.

El caso, representado por el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres A.C. (CEDEHM), es inédito a nivel nacional y el primero en su tipo dentro del sistema acusatorio que consigue llegar hasta una audiencia reparatoria. Éste es relevante porque visibiliza una situación de violencia institucional en el que una funcionaria de alto nivel decide alzar la voz.

También es relevante en términos de reparación integral del daño, ya que éste suele considerarse únicamente en términos monetarios, pero ahora, se abordó también la necesidad de realizar una disculpa pública y someterse a procesos de educación sobre ejercicio de masculinidades. Lo anterior contribuye a visibilizar las violencias machistas naturalizadas al interior de las instituciones y que, lamentablemente, muchas servidoras públicas padecen en su labor cotidiana.

Los funcionarios deben aprender que quien ejerza un acto de violencia institucional, deberá ser y será sancionado. De ahí la importancia de dar amplia difusión a la violencia institucionalizada y a la relevancia de la disculpa pública.

Con este hecho se ha creado un antecedente en el Código Penal del Estado de Chihuahua para que otras mujeres denuncien este tipo de hechos.

Este caso es el resultado de un trabajo colectivo en el que participaron abogadas, psicólogas, peritas y un colectivo de mujeres feministas, a través del Movimiento Estatal de Mujeres de Chihuahua (MEM). El mismo, sienta un precedente para todas aquellas mujeres víctimas de violencia de género.

En el mismo, el CEDEHM retomó estándares internacionales como los establecidos en la CEDAW y en la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer (Convención de Belém do Pará).

En estos supuestos la Fiscalía debe realizar una investigación exhaustiva, completa e imparcial y que con esta resolución se  tomaron en consideración los derechos de las víctimas reconocidos en la Constitución, la CEDAW y la Convención de Belém do Pará.

Si Usted está siendo víctima de violencia Institucional, no se quede callada levante la voz y denuncie! Usted no está sola! Así como la Directora del Instituto Chihuahuense de la Mujer será reinvindicada en sus derechos. Todo lo cual, contribuye a erradicar la violencia contra las mujeres.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here