Organizaciones sociales se concentraban el miércoles frente al Congreso argentino a la espera de que los senadores aprueben una ley para aumentar la ayuda para los comedores públicos que atienden a personas de bajos recursos.

 

Cientos de manifestantes se instalaron en la plaza donde está el Parlamento con grandes banderas argentinas y otras que identifican a distintas organizaciones opositoras al presidente Mauricio Macri para que el senado respalde una iniciativa que ya tiene el aval de los diputados y que aseguraría el envío de más partidas alimentarias a los comedores comunitarios.

 

A estos establecimientos organizados por vecinos e instituciones religiosas y educativas acude un creciente número de personas afectadas por una inflación que superará el 50% este año en un contexto de recesión y aumento del desempleo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here